viernes, 9 de noviembre de 2007

De pozos y excavaciones


Alborozado se lo veía a Lula, luego de los descubrimientos de petróleo en la costa brasilera. En cambio, acá estamos buscando a Santucho. ¿No nos habremos equivocado de pozo? ¿O de excavador?

3 comentarios:

OliverX dijo...

explorar ese yacimiento les supuso una inversión de 60 millones de dólares en el último de los pozos...
Acá esos millones se van a pozos oscuros y hasta son publicados en el boletín oficial. (léase, los 3 millones de pesos otorgados sin retorno a las madres de plaza de mayo).

Incorrecto dijo...

Ud. me interpreta como pocos....

Todos Gronchos dijo...

Las dos cosas, amigo.

Buscá con Google

Google